Belfast

Belfast es un regalo precioso que habría que ser muy egoista para no compartir. Belfast te deja sentado en la butaca, detestas que se enciendan las luces de la sala, no te quieres ir. Belfast es la infancia que todos quisimos tener. La infancia como patria. La infancia como lugar donde volver. Belfast es una… Sigue leyendo Belfast

Doce canciones, un libro y una película

Dos mil veintiuno se ha ido y como siempre que algo finaliza es muy difícil evitar echar la vista atrás. Además de una pandemia que todo lo engulle, hay hitos personales en los doce últimos meses, en los trescientos sesenta y cinco días que pusieron punto final a la arbitraria segmentación del tiempo que hemos… Sigue leyendo Doce canciones, un libro y una película

Treinta días después

Treinta días después de que empezara julio. Treinta días después de que cerrara la puerta de mi despacho y de que me perdiera entre la gente aquel último día de junio, sigo aquí encerrado entre estas cuatro paredes y recuerdo como un sueño la ilusión de ese paseo al atardecer imaginando que los tiempos estaban… Sigue leyendo Treinta días después

Los deberes y los días (de junio)

Estar siempre pendiente de lo que hay que hacer. Enviarte mensajes a tí mismo para recordártelos. Abrir la agenda, anotar algo para poder olvidarlo. Tachar cosas que ya has hecho. Apuntar todo lo que aún queda por hacer. Vivir siempre pensando. Preocupaciones. Mandar a un grupo de personas. Organizar sus trabajos y sus días. Tratar… Sigue leyendo Los deberes y los días (de junio)

Ocho regalos para el día de reyes

Ocho descubrimientos, ocho recuerdos que siguen presentes. Me los he traído conmigo del año dos mil veinte. Compartirlos más que un placer es un deber. Los deberes se cumplen voluntaria o involuntariamente. En este caso no hay duda de que nadie ni nada me obliga. No es necesaria una ley para que quien quiera regale… Sigue leyendo Ocho regalos para el día de reyes