Lo que Heráclito no dijo

  • Los ansiosos tienen una meta: la alegría, los depresivos otra: la serenidad.
  • No hay nada que cueste más que decidir.
  • Quien medita, contempla y sólo se contempla la nada.
  • Cuando la ignorancia y la vanidad se unen siempre vence esta última.
  • La ficción,entendida como mentira, nos debe ayudar a interpretar la realidad que nos rodea,no a inventarnos la realidad que nos conviene.
  • La ambición es un arma de doble filo que siempre termina cortándonos.
  • Lo más cercano  a la felicidad es algo tan cabal como ser consecuente con uno mismo.
  • El problema de fondo es que no tratamos el fondo.
  • Lo peor de haber sido feliz es estar recordándolo  constántemente.
  • La competitividad es uno de los mayores y más peligrosos venenos que existen.
  • La muerte es la única certeza que tenemos.
  • El que pudiendo aprender no aprende es un necio.
  • Los abismos tienen sentido, no cuando caemos en ellos sino cuando conseguimos salir.
  • El pasado y el futuro no existen, son sólo conceptos que inventamos para no hablar de lo único evidente: el presente.
  • Aceptar la muerte, mirarla de frente y convivir con ella, es la única manera de ser ,en verdad,personas.
  • La vida es bella porque es breve.
  • Nuestra vida no sólo es un cúmulo de experiencias y vivencias sino que, fundamentalmente, es el camino que han ido creando nuestra decisiones.
  • La perfección, o al menos algo que se acerque a ella, suele provocar cierto rechazo.
  • El tiempo es la única cárcel de la que es imposible escapar.
  • Lo más notable que tiene el ser humano es el deseo de conocer.
  • La vida consciente, el yo, el alma, la mente, el espíritu comenzó en el momento en que alguien llamó piedra a la piedra, sol al sol y muerte a la muerte.
  • En la vida real gobiernan las disyuntivas, tenemos que escoger entre esto o lo otro. En nuestro mundo interior dominan las copulativas, queremos esto y lo otro.
  • Ni dios, ni el destino, tal vez el azar, pero decir el azar es no decir nada, nos arrebatan la responsabilidad de nuestros actos.
  • La felicidad está en el camino.
  • Una delgada línea  separa los  opuestos.
  • La libertad nos puede llevar a la equivocación, ese es el precio que pagamos.
  • Saber vivir es la más dificil de todas las artes.
  • Las fantasías son para tenerlas, no para vivirlas.
  • Hacer lo que nos gusta, decir lo que pensamos,sentirnos en definitiva a gusto con nosotros mismos, querernos, ser valientes y tomar decisiones es nuestra tarea si queremos vivir dignamente.
  • El uso de la violencia , aunque nos lleve a conseguir el logro que nos proponíamos, es siempre hijo de un fracaso anterior.
  • La maldición de los idiotas  es no disfrutar de las cosas a su debido tiempo.
  • El ser humano tiene una clara, tal vez innata, tendencia a preferir que los demás decidan por él.
  • Siempre sucede que tenemos más claro aquello que no sabemos  que lo contrario.
  • La existencia de verdades objetivas y universalmente aceptadas sería una buena cosa y nos facilitaría mucho la tarea, pero ,para nuestra desgracia,no existen.
  • No somos respetables por lo que pensamos sino porque pensamos.
  • El perdón, casi siempre, no es sino una versión condimentada del olvido.
  • La muerte da sentido a nuestra vida ya que la dota de tiempo.
  • Somos contradicción.
  • El terror a lo desconocido nos ha hecho crear dioses a nuestra imagen y semejanza.
  • La vida, la naturaleza carecen de valores.
  • Tener conciencia de que el tiempo pasa es tener conciencia de que existimos, de que somos y, trágicamente, de que tenemos un principio y un final.
  • En el infinito nada sucede, todo es quietud, no hay movimiento.
  • Concebimos la felicidad como un momento pleno que nunca termina. No es más que un sueño, eso nos mataría. Lo que nunca termina no existe.
  • No hay que confundir el azar con lo inexplicable.El azar es aquello que escapa de nuestro control.
  • Somos máscaras que poco a poco hemos ido tallando, que ocultan hasta el olvido la verdadera expresión de nuestra cara.
  • La actitud razonable es aquella que se plantea la posibilidad de poner todo en el aire,hacer como que lo que parece que es no lo sea, y, a partir  de ahí,ir hacia delante.
  • La duda es el motor que nos empuja.

He dicho

14 comentarios en “Lo que Heráclito no dijo

  1. Sabio vecino, estoy fascinada, una vez más, por una entrada tuya. Mi acuerdo va, incondicional, a:

    * Lo más cercano a la felicidad es algo tan cabal como ser consecuente con uno mismo.
    * El problema de fondo es que no tratamos el fondo.
    * El que pudiendo aprender no aprende es un necio.
    * Los abismos tienen sentido, no cuando caemos en ellos sino cuando conseguimos salir.
    * Nuestra vida no sólo es un cúmulo de experiencias y vivencias sino que, fundamentalmente, es el camino que han ido creando nuestra decisiones.
    * La perfección, o al menos algo que se acerque a ella, suele provocar cierto rechazo.
    * La felicidad está en el camino.
    * Una delgada línea separa los opuestos.
    * En la vida real gobiernan las disyuntivas, tenemos que escoger entre esto o lo otro. En nuestro mundo interior dominan las copulativas, queremos esto y lo otro.
    * Hacer lo que nos gusta, decir lo que pensamos,sentirnos en definitiva a gusto con nosotros mismos, querernos, ser valientes y tomar decisiones es nuestra tarea si queremos vivir dignamente.
    * El uso de la violencia , aunque nos lleve a conseguir el logro que nos proponíamos, es siempre hijo de un fracaso anterior.
    * La maldición de los idiotas es no disfrutar de las cosas a su debido tiempo. 🙂
    * Siempre sucede que tenemos más claro aquello que no sabemos que lo contrario.
    * La existencia de verdades objetivas y universalmente aceptadas sería una buena cosa y nos facilitaría mucho la tarea, pero ,para nuestra desgracia,no existen.
    * No somos respetables por lo que pensamos sino porque pensamos.
    * El terror a lo desconocido nos ha hecho crear dioses a nuestra imagen y semejanza.
    * En el infinito nada sucede, todo es quietud, no hay movimiento.
    * No hay que confundir el azar con lo inexplicable.El azar es aquello que escapa de nuestro control.
    * Somos máscaras que poco a poco hemos ido tallando, que ocultan hasta el olvido la verdadera expresión de nuestra cara.

    19 incondicionales de 47, un 40.4%… Pienso que no está nada mal, especialmente cuando el ideal no es un 100%, sino probablemente algo cercano a 50%…

    Sobre el resto, estos son mis comentarios, acuerdos, desacuerdos, paráfrasis y sazón propio:

    * No hay nada que cueste más que decidir.

    Claro que sí, hay algo que cuesta más: ver las cosas como SON, confrontar lo que es. Una vez logramos esto, decidir es instantáneo y automático. A menudo vemos la realidad a través del sucio cristal de nuestros miedos, de nuestras dudas, de experiencias anteriores desafortunadas y, así, no somos capaces de establecer diferencia alguna entre el pasado y el presente. Por lo que nos resulta imposible siquiera concebir, vislumbrar el futuro (es decir, decidir). Ver lo que es como es es lo que más cuesta, vecino.

    * La ficción,entendida como mentira, nos debe ayudar a interpretar la realidad que nos rodea,no a inventarnos la realidad que nos conviene. * La competitividad es uno de los mayores y más peligrosos venenos que existen.

    ¿Por qué?

    * Lo peor de haber sido feliz es estar recordándolo constántemente.

    Lo peor de haber sido feliz es haberlo olvidado y pensar que no es posible.

    * La muerte es la única certeza que tenemos.

    La muerte es la mayor mentira que nos creemos.

    * El pasado y el futuro no existen, son sólo conceptos que inventamos para no hablar de lo único evidente: el presente.

    El pasado y el futuro no existen, son sólo conceptos que inventamos para no ver lo único evidente: el presente

    * Aceptar la muerte, mirarla de frente y convivir con ella, es la única manera de ser ,en verdad,personas.

    Aceptar la muerte, mirarla de frente y convivir con ella, es la única manera de que, en verdad, la vida y nuestros esfuerzos carezcan de todo sentido lógico.

    * La vida es bella porque es breve.

    La vida es bella porque podemos apreciar y crear la belleza.

    * El tiempo es la única cárcel de la que es imposible escapar.

    El tiempo es la única cárcel sin rejas ni cerrojos de la que creemos no poder escapar.

    * Lo más notable que tiene el ser humano es el deseo de conocer.

    …y de ayudar. Por más suprimidos y escondidos que se encuentren, son nuestros impulsos básicos.

    * La vida consciente, el yo, el alma, la mente, el espíritu comenzó en el momento en que alguien llamó piedra a la piedra, sol al sol y muerte a la muerte.

    La vida consciente, el yo, el alma, la mente, el espíritu comenzó en el momento en que alguien creó una piedra y un sol y comenzó a declinar cuando alguien inventó la muerte y estuvimos de acuerdo.

    * Ni dios, ni el destino, tal vez el azar, pero decir el azar es no decir nada, nos arrebatan la responsabilidad de nuestros actos.

    Pero nosotros podemos auto-arrebatárnosla. Y así creamos la culpa.

    * La libertad nos puede llevar a la equivocación, ese es el precio que pagamos.

    Y el mayor terror que albergamos. Por eso permanecemos inmóviles, sin darnos cuenta que no decidir es la forma involuntaria de decidir no hacer y que esta decisión, cuando es involuntaria, siempre es la equivocada.

    * Saber vivir es la más dificil de todas las artes.

    Y la mejor pagada cuando llegamos a dominarla.

    * Las fantasías son para tenerlas, no para vivirlas.

    Esto no es cierto. Si lo fuera, estaríamos todavía en el Neandertal… o peor. No existiría el amor, no existirá el arte, no habría absolutamente ninguna razón para vivir. (No te creo, en todo caso, que lo pienses de verdad).

    * Somos contradicción.

    Creamos contradicción.

    * Tener conciencia de que el tiempo pasa es tener conciencia de que existimos, de que somos y, trágicamente, de que tenemos un principio y un final.

    Tener conciencia de que creamos, es tener conciencia de que existimos, que somos en un aquí y ahora ampliamente acordado. Creer la mentira de que el tiempo existe nos lleva al convencimiento patético de que tenemos un principio y un final.

    * Concebimos la felicidad como un momento pleno que nunca termina. No es más que un sueño, eso nos mataría. Lo que nunca termina no existe.

    Concebimos la felicidad como un momento pleno que nunca termina. No es más que un sueño, eso nos mataría.

    * La actitud razonable es aquella que se plantea la posibilidad de poner todo en el aire,hacer como que lo que parece que es no lo sea, y, a partir de ahí,ir hacia delante.

    Intuyo verdad en esta afirmación, aunque no acabo de entenderla bien. Apreciaría enormemente un ejemplo.

    * La duda es el motor que nos empuja.

    La duda es el freno que nos paraliza. 🙂

    He dicho.

    Hemos escuchado, Maestro.

  2. ” La existencia de verdades objetivas y universalmente aceptadas sería una buena cosa y nos facilitaría mucho la tarea, pero ,para nuestra desgracia,no existen.”

    No simpatizo con esta frase. La veo demasiado relativista. Y en el mundo actual si algo sobra es relativismo. Hay montones de verdades en que todos los hombres están absolutamente de acuerdo. Te recuerdo aquello que le lei a Savater: Hay muchas culturas y muchas costumbres distintas pero no hay ninguna tribu conocida que cuando se tiene que esconder de un enemigo lo haga delante del arbol y no detrás.
    Como esta se podrían señalar cientos.

  3. Me quedo con: “Hacer lo que nos gusta, decir lo que pensamos,sentirnos en definitiva a gusto con nosotros mismos, querernos, ser valientes y tomar decisiones es nuestra tarea si queremos vivir dignamente.”
    y
    coincido con Karen en muchas cosas pero en la que más:
    Tener conciencia de que creamos, es tener conciencia de que existimos, que somos en un aquí y ahora ampliamente acordado. Creer la mentira de que el tiempo existe nos lleva al convencimiento patético de que tenemos un principio y un final.

  4. Son frases para reflexionar; que asi dichas, son hermosas, pero carecen de los matices que las hacen grandes. Son como esos guisos estupendos que se comen con la mirada y en los que todos sabemos que el gusto lo dan los condimentos.
    Cada una de ellas constituyen un debate, una discusión…, un cambio de pareceres que las haga nobles; porque cogidas como están, una tras otra, se pueden perder en el vacio de ser tantas y al mismo tiempo nada.

  5. M,
    Que así sea.

    K,
    Gracias.Me alegra el acuerdo y me alegra el desacuerdo.El uno por el consenso que siempre es productor de paz, el otro por que demuestra que la palabra es útil incluso para disentir.De hecho se habla más de aquello en lo que no estamos da acuerdo que de aquello que nos asemeja.Diría incluso que el desacuerdo puede atraer más que el acuerdo en ciertas ocasiones.

    * No hay nada que cueste más que decidir.
    Claro que sí, hay algo que cuesta más: ver las cosas como SON, confrontar lo que es. Una vez logramos esto, decidir es instantáneo y automático. A menudo vemos la realidad a través del sucio cristal de nuestros miedos, de nuestras dudas, de experiencias anteriores desafortunadas y, así, no somos capaces de establecer diferencia alguna entre el pasado y el presente. Por lo que nos resulta imposible siquiera concebir, vislumbrar el futuro (es decir, decidir). Ver lo que es como es es lo que más cuesta, vecino.
    No voy a luchar demasiado por ésta. Lo que tu expones podría formar parte del proceso de decisión.
    * La ficción,entendida como mentira, nos debe ayudar a interpretar la realidad que nos rodea,no a inventarnos la realidad que nos conviene. * La competitividad es uno de los mayores y más peligrosos venenos que existen.
    ¿Por qué?
    Esa es la misión de la literatura.
    La competitividad nos la inculcan desde niños.Me gusta la gente competente pero no la competitiva.Saca lo peor de cada uno de nosotros.Adquirimos el vicio de considerar que ganar es lo único importante.

    * Lo peor de haber sido feliz es estar recordándolo constántemente.
    Lo peor de haber sido feliz es haberlo olvidado y pensar que no es posible.
    Las dos son ciertas. El recuerdo de un pasado feliz puede producir parálisis.
    * La muerte es la única certeza que tenemos.
    La muerte es la mayor mentira que nos creemos.
    Aquí no nos pondremos de acuerdo.Tu frase no deja de ser otra certeza.
    * El pasado y el futuro no existen, son sólo conceptos que inventamos para no hablar de lo único evidente: el presente.
    El pasado y el futuro no existen, son sólo conceptos que inventamos para no ver lo único evidente: el presente
    Nada que oponer.
    * Aceptar la muerte, mirarla de frente y convivir con ella, es la única manera de ser ,en verdad,personas.
    Aceptar la muerte, mirarla de frente y convivir con ella, es la única manera de que, en verdad, la vida y nuestros esfuerzos carezcan de todo sentido lógico.
    No, no y no.La existencia de la muerte no es nada ilógico.De hecho, creamos porque existe la muerte.
    * La vida es bella porque es breve.
    La vida es bella porque podemos apreciar y crear la belleza.
    Aceptar la brevedad de algo es duro, pero ese límite es el que debería servir de acicate.La eternidad conlleva la falta de movimiento.
    * El tiempo es la única cárcel de la que es imposible escapar.
    El tiempo es la única cárcel sin rejas ni cerrojos de la que creemos no poder escapar.
    El tiempo es nuestra condena y nuestra salvación.Sin tiempo no hay vida.Ese es su precio.
    * Lo más notable que tiene el ser humano es el deseo de conocer.
    …y de ayudar. Por más suprimidos y escondidos que se encuentren, son nuestros impulsos básicos.
    Yo creo que la curiosidad y las ganas de conocer son innatas.Ayudar viene en todo caso después y fruto de darnos cuenta de que cuanto mejor vivan los demás mejor viviré yo.( No lo digo en tono peyorativo)
    * La vida consciente, el yo, el alma, la mente, el espíritu comenzó en el momento en que alguien llamó piedra a la piedra, sol al sol y muerte a la muerte.
    La vida consciente, el yo, el alma, la mente, el espíritu comenzó en el momento en que alguien creó una piedra y un sol y comenzó a declinar cuando alguien inventó la muerte y estuvimos de acuerdo.
    Tu frase es bonita pero creo que se aleja de la realidad. Las palabras, el lenguaje, sin embargo,son el origen de nuestra conciencia.Por ellos somos humanos.
    * Ni dios, ni el destino, tal vez el azar, pero decir el azar es no decir nada, nos arrebatan la responsabilidad de nuestros actos.
    Pero nosotros podemos auto-arrebatárnosla. Y así creamos la culpa.
    De acuerdo.
    * La libertad nos puede llevar a la equivocación, ese es el precio que pagamos.
    Y el mayor terror que albergamos. Por eso permanecemos inmóviles, sin darnos cuenta que no decidir es la forma involuntaria de decidir no hacer y que esta decisión, cuando es involuntaria, siempre es la equivocada.
    Y cuando es voluntaria también es equivocada casi siempre.
    * Saber vivir es la más dificil de todas las artes.
    Y la mejor pagada cuando llegamos a dominarla.
    Exacto.
    * Las fantasías son para tenerlas, no para vivirlas.
    Esto no es cierto. Si lo fuera, estaríamos todavía en el Neandertal… o peor. No existiría el amor, no existirá el arte, no habría absolutamente ninguna razón para vivir. (No te creo, en todo caso, que lo pienses de verdad).
    Me reafirmo.Estoy de acuerdo contigo siempre que hablemos de imaginación, no de fantasía.
    * Somos contradicción.
    Creamos contradicción.
    Es natural y parte lógica de nuestro desarrollo.
    * Tener conciencia de que el tiempo pasa es tener conciencia de que existimos, de que somos y, trágicamente, de que tenemos un principio y un final.
    Tener conciencia de que creamos, es tener conciencia de que existimos, que somos en un aquí y ahora ampliamente acordado. Creer la mentira de que el tiempo existe nos lleva al convencimiento patético de que tenemos un principio y un final.
    La creencia, que yo respeto, es pensar que no hay principio ni final.
    * Concebimos la felicidad como un momento pleno que nunca termina. No es más que un sueño, eso nos mataría. Lo que nunca termina no existe.
    Concebimos la felicidad como un momento pleno que nunca termina. No es más que un sueño, eso nos mataría.
    Lo que nunca empieza tampoco existe.
    * La actitud razonable es aquella que se plantea la posibilidad de poner todo en el aire,hacer como que lo que parece que es no lo sea, y, a partir de ahí,ir hacia delante.
    Intuyo verdad en esta afirmación, aunque no acabo de entenderla bien. Apreciaría enormemente un ejemplo.
    No dar nada por sentado, explorarlo,vivirlo y huir de las verdades absolutas como de la peste.Opinar, pensar, hablar, contradecirse,pensar, ser autónomo, ser curioso, desterrar cualquier adoctrinamiento.Ser cualquier cosa menos fanático. Ellos son los más despreciables.Y los ménos inteligentes.
    * La duda es el motor que nos empuja.
    La duda es el freno que nos paraliza.
    ¿Cómo podrá ser la duda las dos cosas a la vez?
    He vuelto a decir.

  6. elquebusaca,
    Tienes razón.Es relativista.Y tienes razón también en que hoy en día hay demasiado relativismo.Es un buen atolladero del que me cuesta salir.Lo que admiro es que a pesar de ello nos dispongamos a la acción y al intento de lograr acuerdos.La búsqueda de la verdad debe ser motor aunque no lo logremos. Esa actitud no es relativista.La existencia de verdades absolutas me da miedo, no por ellas en sí mismas sino por cómo se utilizan.
    No busco freno en el relativismo.Saber que las verdades de hoy serán refutadas mañana y no detenernos me parece elogiable,sano y necesario.

    Charlotte,
    A mí también me gusta la que has escogido.Así deberíamos comportarnos.¿No?
    En cuanto al tiempo.¿Qué quieres que te diga?Es una mentira sin la cual no existiríamos.

    Arístides,
    Ese fue mi intento. Reflexionar.Leía y releía cosas que había escrito y les sacaba punta.Todas juntas no tienen sentido.No estan hechas como un texto entrelazado.Por eso me acordé de Heráclito y de su oscuridad.Conocemos sólo retazos pero nos han dado pie a la reflexión.
    Por eso en los blogs hay comentarios, para que, como bien dices,hagamos nobles las ideas a través de debates y discusiones.
    Esa era también mi intención.

  7. Hevuelto a leerlo todo y debo decir que no estoy deacuerdo con esto:
    Aceptar la muerte, mirarla de frente y convivir con ella, es la única manera de que, en verdad, la vida y nuestros esfuerzos carezcan de todo sentido lógico.

    y coincido con J en: No, no y no.La existencia de la muerte no es nada ilógico.De hecho, creamos porque existe la muerte.
    Exactamente!!!!!! Si fueramos a vivir para siempre no hariamos la mitad de las cosas que hacemos!!!Jamás cometeriamos errores, jamás aprenderiamos!!!
    Si lo bueno es breve, dos veces bueno!!!
    Aqui le doy toda la razón a J.

  8. Si, asi deberiamos comportarnos J.
    En cuanto al tiempo aún tengo mis dudas, es un tema que me sigue atormentando. No saber administrarlo bien por miedo a perderlo o a desaprovecharlo…
    Pero mira gracias a la “Montaña Mágica” he conseguido relajarme un poco y no correr tan deprisa 🙂

  9. Palabritas, palobros; palabrotas, palabronas….palabras; así solas, sin cogerse de la mano y aún cogidas fuera de contexto, pueden ser verborrea e irreflexión.
    Jusamawi, que todas ellas traigan algo de luz y nos ayuden a expresar lo que el magín siente.
    Es un placer pasarme por aquí.

  10. Charlotte,
    La eternidad nos disolvería en la nada.Sólo el maldito tiempo nos coloca en el presente.
    ¿Habrías leído la Montaña Mágica en medio de la eternidad?Eso que has ganado.

    Arístides,
    Las palabras “así tomadas, de una en una
    son como polvo, no son nada”Pero,¿qué seríamos sin ellas?

    Gracias por tus palabras

  11. Lo que Heráclito si dijo:
    “La enfermedad hace buena y agradable la salud, el hambre la saciedad, el trabajo al reposo”.
    Será que no hemos entendido nada… Vamos por la vida tratando de demostrar quien sabe que y cada vez pagamos más caro nuestras seudo-evoluciones: somos como raza desgraciadamente inconformistas.
    Ya lo auguró el viejo adagio: “Dios le da leche al que no tiene Nesquick”

  12. María eugenia,
    Más grave sería dar Nesquik a quien no tiene leche.
    Es cierto que nos creemos demasiado nuestra evolución y le damos siempre un tono positivo.A veces uno se sonroja al ver los resultados.
    Lo que no comparto es que es desgraciado para nosotros ser inconformistas. Del conformismo proceden casi todos los males.

    Voy a ver si Dios ha dejado Nesquik en el armario de la cocina.(No me conformo sólo con la leche)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s